top of page
  • M&T

La banca invisible: Integrando las transacciones financieras en la vida diaria del consumidor

En los últimos años, hemos presenciado una transformación sin precedentes en la manera que interactuamos con servicios bancarios y financieros.


Por: Pablo Pereyra Portugal

Chief Revenue Officer en 2innovate


(M&T)-. Con el avance de la tecnología y la proliferación de los dispositivos móviles, los servicios bancarios se están volviendo cada vez más "invisibles", integrándose sin problemas en la vida diaria del consumidor. Este fenómeno está llevando la banca moderna hacia un modelo centrado en el cliente, donde podemos realizar transacciones financieras de forma rápida y segura desde cualquier lugar y en cualquier momento. Ya sea con un simple clic, un 'tap' o incluso mediante comandos de voz, hoy en día los usuarios pueden realizar pagos, transferir fondos, realizar compras y configurar alertas financieras de manera sencilla e intuitiva.


Sin embargo, ¿es la "banca invisible" realmente una ventaja para el consumidor o simplemente una tendencia pasajera? En realidad, esta evolución no se limita a la simplicidad de uso. Los beneficios de estos nuevos sistemas de pago son muchos: desde la eliminación de los inconvenientes y los costos involucrados con las transacciones bancarias tradicionales, hasta la posibilidad de obtener productos y servicios financieros personalizados, cada vez más a medida de las necesidades del usuario.



Solo una mirada a nuestros países en América Latina nos muestra cómo la banca invisible está transformando profundamente el panorama financiero. El crecimiento de los servicios bancarios digitales y personalizados, como los pagos móviles y las transferencias de fondos, ha impulsado la inclusión financiera en la región. Esto está generando nuevas oportunidades de negocio y facilitando la integración de pequeñas y medianas empresas en el sistema financiero. Al mismo tiempo, se están generando posibilidades de colaboración más efectivas y se está impulsando el desarrollo económico con menos informalidad, algo que por décadas ha caracterizado a la región.


Sin dudas, una de las principales razones detrás del poder transformativo de la banca invisible es el desarrollo de soluciones de pago sin contacto. Anteriormente, realizar una transacción requería sacar una billetera, buscar efectivo o tarjetas de crédito, y completar un proceso manual. En la actualidad, sin embargo, con tecnologías como Near Field Communication (NFC) y los pagos móviles, podemos realizar transacciones simplemente acercando nuestro dispositivo móvil a un lector. Esto ha simplificado enormemente el proceso de pagos y ha eliminado la necesidad de llevar efectivo o tarjetas físicas, permitiendo que los usuarios puedan sentirse mucho más seguros al salir de casa y realizar sus transacciones.


Continúe la lectura del artículo en el siguiente enlace: Edición 152 de Mercados & Tendencias

コメント


bottom of page