top of page
  • Foto del escritorEditorial

Innovación sin fronteras: Cómo las pymes pueden triunfar a pesar de la escasez de apoyo financiero estatal

Las pequeñas y medianas empresas (Pymes) son reconocidas como pilares fundamentales de la economía global.




Por: Wady Johel Cerdas Tenorio

Director Asociado y Conductor de Tips Empresariales (La Potente Radio TV). IMBA-MBA, ingeniero industrial y licenciado en Derecho, estudiante Ph.D., profesor Universitario-Conferencista Internacional.


(M&T)-. Sin embargo, una de las mayores dificultades que enfrentan es la falta de apoyo financiero por parte de entidades estatales. Este desafío se intensifica en el contexto de la innovación y el desarrollo empresarial. En este escenario, la práctica de la innovación abierta emerge como una solución viable y efectiva, proporcionando a las Pymes un camino para superar las barreras financieras y fomentar el crecimiento y la sostenibilidad.


La innovación abierta, que implica colaborar y compartir recursos, conocimientos y habilidades más allá de los límites de la organización, ofrece a las Pymes la oportunidad de acceder a nuevas fuentes de innovación sin la necesidad de una inversión significativa. Al colaborar con universidades, centros de investigación, otras empresas y hasta clientes, las Pymes pueden reducir costos asociados con la investigación y el desarrollo (I+D), a la vez que se benefician del acceso a conocimientos y tecnologías avanzadas.


Un obstáculo frecuente para las Pymes es la limitación en la capacidad de inversión en I+D. La innovación abierta permite a estas empresas sortear este escollo al ofrecer una ruta menos costosa hacia la innovación. Por ejemplo, mediante la colaboración con instituciones académicas, las Pymes pueden participar en proyectos de investigación que de otro modo estarían fuera de su alcance económico, obteniendo así acceso a descubrimientos y tecnologías de punta.


Otro aspecto donde la innovación abierta juega un rol crucial es en la ampliación de las redes de contacto. Las Pymes pueden aprovechar estas redes para conectar con posibles inversores, socios y clientes, lo cual puede abrir puertas a nuevas oportunidades de financiamiento y colaboración. Estas conexiones son especialmente valiosas en ausencia de un apoyo financiero estatal adecuado, ya que pueden llevar a alianzas estratégicas y oportunidades de cofinanciamiento.


La colaboración con clientes y usuarios finales también es una práctica de innovación abierta que puede beneficiar enormemente a las Pymes. Al involucrar a los clientes en el proceso de desarrollo de productos, las empresas pueden obtener retroalimentación valiosa que les ayuda a ajustar sus productos o servicios a las necesidades del mercado sin incurrir en grandes costos de investigación de mercado.

Sin embargo, implementar la innovación abierta requiere de un enfoque estratégico. Las Pymes deben ser conscientes de los desafíos, como la gestión de la propiedad intelectual y la selección de socios adecuados. Es crucial desarrollar una cultura organizacional que valore y fomente la colaboración y el aprendizaje continuo, así como establecer acuerdos claros que protejan los intereses y derechos de todas las partes involucradas.


Además, las Pymes deben estar preparadas para adaptarse y responder rápidamente a las oportunidades y desafíos que surjan de sus colaboraciones. Esto puede requerir una inversión en capacitación y desarrollo de habilidades internas, así como la adaptación de procesos internos para facilitar la colaboración y la integración de nuevos conocimientos y tecnologías.

 

Comments


bottom of page