top of page
  • Foto del escritorEditorial

Universidades le apuestan a innovar y escalar sus profesiones a otro nivel

(M&T)-. La pandemia sin duda fue un desafío inesperado para gran parte de las instituciones de educación superior, no únicamente porque las obligó a dejar la inercia de un mundo hiperactivo, para acoplarse a una modalidad de enseñanza nueva y en muchas ocasiones improvisada. Hoy en una aparente normalidad, las universidades necesitan reflexionar sobre los retos que las llevará a adaptarse y a flexibilizarse para poder dar atención a un futuro que seguramente va a ser muy diferente, sobre todo en lo relacionado con el entorno laboral, asegura María José Bustamante, Rectora de ADEN University.

Por: Alejandra Ordóñez

“Este nuevo reto obliga a las universidades a ahondar en temas relacionados con la metodología y la actualización de las diferentes disciplinas para desarrollar modelos más flexibles e innovadores que generen un proceso de involucramiento más profundo del alumno en su formación. Esto implica construir una verdadera experiencia en el entorno de enseñanza aprendizaje, maximizando el uso de tecnologías y metodologías lúdicas”, explica.

Las instituciones se transforman

Según un artículo de la revista Inside Higher Education, las instituciones serán moldeadas por los competidores y las decisiones de los estudiantes. El impulso de la transformación dependerá de los consumidores en lugar de la propia institución. No obstante, corresponderá a dichos centros educativos adaptarse a las nuevas exigencias.

Le invitamos a leer la edición de M&T haciendo clic aquí.

“Será una cuestión de priorizar lo que queremos que los estudiantes aprendan en vez de cuánto tiempo la educación desea que se les enseñe”, declara Mathew Anderson, de Keiser University, quien añade que las instituciones deben estar listas para actuar rápidamente y priorizar las demandas actuales. “Las universidades deben seguir siendo relevantes para los estudiantes en la forma en que enseñan y los programas que ofrecen, y cómo los ofrecen. A la hora de decidir, los consumidores/estudiantes buscan el lugar, la accesibilidad, la flexibilidad horaria, la asequibilidad y la educación personalizada. Las instituciones deben estar abiertas a revolucionar esencialmente la forma en que operan ya que las que no se adapten, tarde o temprano se extinguirán”, asevera.

De ahí que Jorge Iván Echeverría Permouth, decano de la Facultad de Ciencia, Tecnología e Industria de la Universidad Galileo, refiere que la actualidad demanda que todas las carreras pasen por rediseños profundos, que contemplen el fortalecimiento del soporte tecnológico.

En este proceso de transformación, las universidades enfrentan múltiples desafíos. “La actualización de temas y contenidos y contar con expertos que tengan experiencia de años y que hayan evolucionado en su especialización es sin duda el reto más grande”, manifiesta.

Lea el especial completo haciendo clic aquí.

Comentarios


bottom of page